Elsa Valle, hija del preso político Carlos Valle, y excarcelada política de la dictadura, junto a su hijo de 4 meses de edad, su madre, hermana y dos amigos, cruzaron México, llegaron a Estados Unidos e inmediatamente se entregaron a las autoridades estadounidenses para luego solicitar asilo político.

Días antes, Elsa Valle dijo a 100% Noticias, el pasado domingo 20 de noviembre, que todo le iba saliendo bien durante la travesía hacia ese país del norte y que iba orando para que pudieran llegar bien.

“Gracias a Dios en lo que va de camino no hemos tenido ni retén de migración, ni retén de los carteles. Dicen que más adelante pero en nombre de Dios seremos invisibles ante el mal”, informó Valle a Lucía Pineda de 100% Noticias.

Valle dijo al medio aliado que tomó la decisión de emigrar porque pensó en el bienestar de su bebé, sobretodo porque en el contexto de las elecciones, la dictadura comenzaría a ejecutar redadas de opositores y no quería exponerse.

LEA MÁS: Dora María Téllez cumple 67 años bajo cárcel, tortura y aislamiento en El Chipote

“Andaban los rumores que nos iban a secuestrar y desgraciadamente yo sólo le estoy dando pecho a mi hijo, no me agarra pacha, nada”, dijo Valle y agregó que emigrar ha sido lo más duro que le ha tocado vivir. “Si hoy estamos aquí, es por la gracia de Dios”, agregó.

Dictadura recaptura a su padre 

Elsa Valle junto a su familia se despidió de su padre, Carlos Valle, quien también era excarcelado político, pero minutos después, el 05 de noviembre, la Policía Sandinista lo recapturó y trasladó de nuevo al Chipote.

“Al darme cuenta que mi papá está preso y yo no puedo hacer nada, solo denunciarlo públicamente….es duro yo tengo a mi hijo por quien ver. Ya no nos metíamos en nada, más que todo por la protección de mi hijo” dijo afligida.

El ahora nuevamente preso político de Ortega, Carlos Valle, fue detenido con violencia cuando venía de despedirse y dejar a su hija a Elsa, su nieto Leandro, su esposa Rebeca y otra de sus hijas  a un bus que iba rumbo a Honduras. Elsa apenas logró decirle que ya habían pasado Honduras cuando fue detenido.

Su madre se fracturó

La joven contó a 100% que en su travesía hacia México, su madre, Rebeca Montenegro, se fracturó uno de los pies, por lo que recibió asistencia médica y necesitaba de una cirugía, pero el permiso de tránsito sólo tenía vigencia de 7 días, por lo que tuvieron que continuar el camino.

VER ADEMÁS: Organismos de DDHH repudian práctica de desnudar a mujeres que visitan a sus presos en El Chipote

“No se imaginan las pruebas por las que hemos pasado, es demasiado duro”, dijo al medio.

“Es lo más duro que me ha tocado vivir en la vida, pasar por trailer, por lancha por 10 horas a mar abierto, mirar que mi hijo se está deshidratando, mi mamá se quebró el pie….Gracias a Dios unos amigos, como hermanos vienen conmigo, me han cuidado al niño, me lo han protegido y dan hasta la vida por él”, dijo Valle en su entrevista.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.