El Banco Mundial (BM) destacó a Nicaragua como el país de América Latina donde más creció el flujo de remesas en este 2022, con un 45% de incremento, por encima de Guatemala, México y Colombia, según un comunicado de prensa de este organismo financiero.

“Los migrantes contribuyeron a atenuar la rigidez de los mercados laborales en los países anfitriones, mientras ayudaban a sus familias a través del envío de remesas“, afirma Michal Rutkowski, director de la Práctica Global de Protección Social y Trabajo, del Banco Mundial.

PUEDES LEER: Desempleo creciente: Jóvenes y mujeres se llevan la peor parte de la crisis económica, según la CEPAL

Rutkowski agrega que las políticas inclusivas de protección social han ayudado a los trabajadores a capear las incertidumbres en materia de ingresos y empleo creadas por la pandemia del Covid-19.

“Dichas políticas generan impactos mundiales a través de las remesas y se deben seguir aplicando”, afirma.

En 2022 aumentó en 9.3% el volumen de dinero enviado por los migrantes de América Latina y el Caribe a sus familias, pero ese crecimiento no se sostendrá en 2023 debido a las perspectivas económicas y la inflación, informa el BM en su comunicado fechado este 30 de noviembre.

Según datos oficiales del Banco Central de Nicaragua, solo de enero a junio el país recibió un total de 1.396 millones de dólares en remesas, un 35,5 % más que en el mismo período del año anterior.

El aumento de las remesas a la región alcanzan los US$142.000 millones, señala el BM con datos de los primeros nueve meses de 2022.

Este incremento en el envío de las remesas varía mucho al comparar cada país, por ejemplo, para Nicaragua 45%, para Guatemala 20%, para México 15% y para Colombia 9%.

2023 no pinta bien para las remesas

Sin embago, para el 2023, los pronósticos del BM son menos optimistas: “Es probable que las remesas tengan un crecimiento más moderado, del 4,7%, debido a las perspectivas económicas menos favorables en Estados Unidos, Italia y España”.

El costo de enviar US$200 a la región sigue siendo elevado, y las malas noticias es que este subió en promedio al 6% en el segundo trimestre de 2022, en comparación con el 5,6% el año anterior.

Y aunque es más barato enviar remesas a través de los operadores de telefonía móvil, el uso de estos canales digitales apenas representan menos del 1% del volumen total de las transferencias.

MÁS NOTICIAS: A un año de haber restaurado relaciones, China aún no cumple ninguna de sus promesas a Ortega

Las remesas son una fuente esencial de ingresos para los hogares de los países de ingreso bajo y mediano; alivian la pobreza, mejoran los resultados nutricionales y están asociadas a un mayor peso de los niños al nacer y tasas de matriculación escolar más elevadas entre los niños de hogares desfavorecidos.

Los estudios indican que las remesas ayudan a los hogares receptores a fortalecer su resiliencia, por ejemplo a través del financiamiento de una vivienda más adecuada, y les permiten afrontar las pérdidas después de un desastre.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.