La exguerrillera Dora María Téllez, fundadora del Movimiento Renovador Sandinista (MRS); el periodista y cronista deportivo Miguel Mendoza y el ex directivo del consejo político de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB) Róger Reyes, son las tres personas presas políticas que están en huelga de hambre en las cárceles de El Nuevo Chipote.

El 21 de septiembre familiares del periodista Miguel Mendoza confirmaron que este reo de conciencia de la dictadura de Daniel Ortega, empezó el 19 de septiembre una huelga de hambre en protesta porque el régimen no le permite ver a su pequeña hija de 8 años, Alejandra Mendoza Pozo.

PUEDES LEER: Se cumplen 465 días que el régimen orteguista viola derecho de visita a hija de Miguel Mendoza

Mendoza forma parte de un grupo de más de 180 personas presas políticas, entre emperesarios, activistas de derechos humanos, exaspirantes presidenciales, abogados,  economistas, sociólogos, periodistas, todos encarceledas en el contexto previo a la farsa de elecciones presidenciales que montó Ortega en noviembre del 2021 para reelegirse al mando del gobierno dictatorial.

Entre esas personas presas políticas se encuentra la excomandante Dora María Téllez, de quien el organismo Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Humanos, asegura que “inició una huelga de hambre parcial a sus 66 años y con su salud deteriorada por las inhumanas condiciones de encarcelamiento a que está sometida; la exguerrillera tan sólo estaría ingiriendo los alimentos que le hace llegar su familia cuando el criterio arbitrario de las autoridades lo permite”.

“Según fuentes fidedignas a las que hemos tenido acceso, la activista feminista, historiadora y excomandante de la Revolución, Dora María Téllez, llevaría cerca de dos semanas manteniendo una huelga de hambre parcial en la celda de El Chipote donde se encuentra presa desde hace más de 16 meses, como protesta por las inhumanas condiciones de privación de libertad a las que se ve sometida y para exigir el acceso a material de lectura y que le permitan firmar un poder para que sus familiares puedan retirar su pensión de jubilación.

Líder de Unamos también en
huelga de hambre por sus hijas

Fernanda Guevara, esposa del preso político Róger Reyes, quien este domingo cumple 400 días detenido injustamente en la dicrección de Auxilio Judicial conocida como El Nuevo Chiipote, revela a Nicaragua Actual que tras la última visita del 28 de agosto, Róger le expresó lo desesperado que se sentía por no poder ver ni escuchar a sus hijas de 3 y 5 años de edad.

“Esta separación de padre e hijas es cruel, violenta los derechos de la niñez y la incomunicacion a la que están siendo sometidas mis hijas y su padre es considerada tortura. Por esta razon Róger me manifestó que si para antes del 20 de septiembre no le concedían la visita de sus hijas, iniciaría una huelga de hambre”, expresa Guevara.

MÁS NOTICIAS: Cenidh: “Inexistente prueba de que Monseñor Rolando Álvarez esté con vida es alarmante”

La esposa de Reyes agrega que “como su familiar, me encuentro sumamente preocupada por su estado de salud fisicica y emocional, al no estar ingiriendo alimentos. Es lamentable que nuestros familiares tengan que recurrir a estrategias tan drásticas y peligrosas para que se les garantice sus derechos básicos. Los niños y las niñas tienen derecho de ver a sus padres, libertad para los presos políticos de Nicaragua”, refiere Fernada Guevara.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.