El sacerdote Enrique Martínez Gamboa, de 64 años, quien es acusado por el supuesto delito de conspiración en concurso con el de propagación de noticias falsas, según indica el expediente judicial disponible en el Sistema Nicarao, se encuentra muy enfermo y sus familiares están muy preocupados, así lo refirió en entrevista a Nicaragua Actual, el defensor de derechos humanos, Pablo Cuevas.

El abogado Pablo Cuevas, de la Defensoría Nicaragüense de Derechos Humanos, indicó que el Padre Enrique Martínez Gamboa está siendo torturado en El Chipote al ser expuesto a riesgo de muerte por no permitírsele tener una atención médica especializada ni sus medicamentos para la hipertensión que padece y otras condiciones de enfermedad.

“Ha habido como siempre una situación negligente, diría yo, o le han aplicado parte del protocolo de la tortura. En el caso del Padre, el tiene cuadros de salud delicados que lo ponen en riesgo de muerte. Estamos hablando que es hipertenso, que tiene una condición de salud riesgosa, aparentemente tiene una enfermedad que se le hacen coágulos en la sangre y eso es mortal y necesita tomar medicamentos diario para que eso no suceda”, explicó Cuevas.

LEA ADEMÁS: Incomunicación y aislamiento causa graves trastornos a la salud de presos políticos en Nicaragua

El religioso también padece de diabetes; condición que viene a agravar su estado físico, además de estar presentando problemas con la vista.

El defensor de derechos humanos agregó que al líder religioso, desde hace dos semanas, se le agotó el medicamento para la coagulación y la hipertensión y el régimen le impidió el ingreso de más medicinas.

“La familia esta alarmada, es lógico, tienen mucho miedo que muera (…) Ellos todos los días le suplican a los funcionarios que les permitan pasarle los medicamentos y quieren saber su estado de salud y todos los días les dicen que están esperando ordenes superiores”, detalló Cuevas.

Temen que muera como Hugo Torres

Cuevas dijo que los familiares le han manifestado que tienen temor que acontezca con el Padre Enrique Martínez lo mismo que pasó con el General Hugo Torres, quien fue privado de un tratamiento adecuado lo que desencadenó su muerte.

Agregó que los familiares acuden a dejarle al religioso al Chipote, además de sus medicinas, también alimentos, pero que muchas veces no se los reciben o lo hacen de forma irregular.

VER TAMBIÉN:  Hijo del sociólogo detenido Oscar René Vargas es del círculo íntimo de Juan Carlos Ortega Murillo

Horas después de la detención violenta del líder religioso por parte de la Policía Sandinista de Nicaragua, en su domicilio, ubicado sobre la Carretera Sur en Managua, el Ministerio Público interpuso una acusación en su contra el pasado 14 de octubre.

El caso está a cargo de la jueza Karen Chavarría Morales, sancionada por los Estados Unidos por ejecutar farsas judiciales en contra de opositores, bajo el número de expediente 022576-ORM4-2022-PN. En la acusación presentada por la fiscal, Heydi Estela Ramírez Olivas, del Ministerio Público, el Estado de Nicaragua figura como “víctima”, del líder religioso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.