Después de administrar por 107 años la parroquia San Isidro Labrador del municipio de El Rama, la Orden Capuchinos de Nicaragua ha comunicado que han decidido entregarla a la Diócesis de Bluefields que dirige Monseñor José Tijerino Dávila.


Esta decisión la han realizado a través de un comunicado a la feligresía y en general al pueblo Santo de Dios donde informan que este fue discernimiento de los Capuchinos de Nicaragua, Costa Rica y Panamá que han realizado en el VIII Capítulo Extraordinario del 17 al 21 de octubre del 2022 en la Casa de Retiros Alvernia en Cartago, Costa Rica.

“Con el deseo de actuar con responsabilidad evangélica, por el bien pastoral de la Iglesia Local y la Orden, hemos decidido entregar la Parroquia de San Isidro Labrador de El Rama, a la que hemos servido desde 1915, y con quienes hemos compartido más de un siglo tras las huellas de Jesús. En el marco de esta decisión estamos en diálogo con Mons. Francisco Tigerino Dávila sobre el proceso, requerimientos y fecha de entrega”, reza aparte de este comunicado.

Además refieren que a través de un serio proceso de análisis, de escucha fraterna y en espíritu de oración, los Capuchinos hemos abordado los asuntos sobre la vida y actividad de su Custodia.

“En este contexto hemos hecho una seria opción por un proceso de vitalización carismática e implantación de la Orden en nuestra circunscripción, razón que nos ha llevado a afrontar, no sin dolor, el reto de modificar las estructuras y presencias dado que en la actualidad contamos con un reducido número de frailes y múltiples compromisos pastorales asumidos en otras épocas”, expresan los capuchinos.

Esta orden expresa en esta emotiva carta que se siente con una profunda gratitud con cada uno de los feligreses de esta gran parroquia y a la Diócesis de Bluefields por la confianza que han depositado en estos 107 años de caminar pastoral, gozando de la cercanía y afecto de la feligresía.

Por último expresan que se encomiendan “a sus oraciones para que el Señor, por intercesión de nuestra Madre Santísima, la Inmaculada Concepción, nos conceda buenas y santas vocaciones para seguir sirviendo a la Iglesia nicaragüense”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.