Este martes fue aprobado por la Asamblea Nacional la ley del Presupuesto General de la República del año 2023, mismo que refleja hasta un superávit de U$130 millones de dólares, lo cual se considera como alejado de la realidad para algunos analistas debido a la realidad migratoria que vive el país.

El pasado mes de octubre el ministro sandinista de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta, presentó ante el Parlamento Nacional el proyecto de Ley del Presupuesto General de la República para 2023 con una proyección de ingresos de 3.046,8 millones de dólares y de gastos por 2.915,9 millones de dólares.

LEA TAMBIÉN: “El presupuesto de Ortega para 2023 no coincide con la realidad de migración en Nicaragua”

En ese momento Acosta destacó que el presupuesto de ingresos para el próximo año es mayor en un 20,2% al del año pasado, “siendo su principal fuente los ingresos tributarios con 92,6% de cobertura”. El ministro sandinista asevera que tras el balance de ingresos y egresos, hasta sobrarán U$130 millones “para cualquier emergencia”.

Incluso, aseguró que Nicaragua prevé un crecimiento de entre el 3,5 y el 4,5% en 2022, con una inflación del 9%. Con la aprobación de este martes, el régimen afirma que destinará un 56.4% al gasto social, es decir, un 21.7% en educación; 21% en salud, viviendas y servicios comunitarios 9%, protección social 3.5%, recreación cultural y religión 1.1%.

Además, para el sector transporte y comunicación se destinará un 11.1%, orden público y seguridad 9.8%, servicios públicos generales 13.1%, y en otros un 6.4%.

LEA TAMBIÉN: Comer frijoles en Nicaragua se vuelve un lujo para las familias pobres

“109 mil 989.5 millones de córdobas, de los cuales un 56.4% están dirigidos al combate de la pobreza y extrema pobreza”, destacaron medios oficialistas.

Proyección de Ortega está alejada de la realidad, según experto

En entrevista anterior a Nicaragua Actual el economista Francisco Romero dijo que la dictadura sandinista “nos presenta un presupuesto como si Nicaragua fuera una potencia económica mundial, y eso no coincide con la realidad de la salvaje migración de miles de nicaragüenses que a diario abandonan el país, ya sea de forma regular o irregular, huyendo de la crisis socio económica y política, algo sin precedentes en nuestra historia reciente”.

A nivel centroamericano el alto costo de vida sigue en alza con una inflación que podría cerrar este 2022 hasta un 8.7 %, al combinar el efecto acumulado del fenómeno global que comenzó a mediados del año pasado y la crisis desatada por la invasión de Rusia contra Ucrania que ha disparado los precios de hidrocarburos y otros bienes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.