El académico nicaragüense, Ernesto Medina, ex rector de la Universidad Americana (UAM), aseguró durante una entrevista concedida al medio Deutsche Welle (DW) de Alemania, que volverá a ver una Nicaragua “sin (Daniel) Ortega”, a quien calificó de “dictador” por sus cuatro períodos consecutivos en el poder, de los cuales dos ha ejercido junto a su esposa, Rosario Murillo, la funcionara más sancionada de la región.

“Estoy convencido que sí veremos una Nicaragua sin Ortega”, dijo Medina a la periodista Pía Castro, del programa “Aquí estoy”, mientras caminaban por la calles de Berlín, en Alemania, donde el catedrático nicaragüense decidió exiliarse desde octubre de 2021.

Medina, también ex rector de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua en León (UNAN-León), explicó que aún en la distancia continúa teniendo comunicación con organizaciones opositoras a Ortega, las cuales -a su criterio- han “cometido muchos errores en estos años”, sin embargo, destacó que son dificultades que se han logrado superar.

“Tengo el privilegio de estar muy cerca de los diferentes grupos de oposición (…) hemos sido incapaces de presentarnos como una verdadera alternativa, pero conversando con los diferentes grupos me doy cuenta que el espíritu de rebeldía sigue intacto, el sueño de una nueva Nicaragua sí sigue intacto”, señaló Medina.

LEER MÁS: Periodistas de PCIN exigen a Ortega la libertad de Miguel Mendoza y Miguel Mora

A la vez, sostuvo que a pasos muy cortos Ortega continúa aislándose de la comunidad internacional tras los “últimos actos” de “desesperación” que realizó contra las más de 600 organizaciones no gubernamentales, a las cuales les arrebató la personalidad jurídica.

“Puedo ver el aislamiento de Daniel Ortega, la desesperación con todos estos últimos actos irracionales por ejemplo el cierre de la Academia de Ciencias de Nicaragua (ACN), de la cual yo soy fundador y miembro”, dijo el también ex integrante de la Alianza Cívica.

Salir de una dictadura para entrar a otra es lo que pasó en Nicaragua, según Medina

“Lo considero un acto desesperado de alguien que no sabe qué más hacer para mostrar que tiene el poder y el control total”, añadió.

Medina aprovechó el espacio para aclarar que la Revolución Sandinista de 1979, de la cual también formó parte, fue un ideal para asegurar un futuro a sus hijos y nietos, quienes “lamentablemente”, viven las consecuencias de una ambición de quien es considerado “el protagonista” de esa lucha, es decir, Ortega, sin embargo, señaló que fue “una gesta de todo el pueblo en Nicaragua, ni siquiera el Frente Sandinista fue clave”.

LEER MÁS: 100 mil nicas se fueron del país en cinco meses,19 mil de ellos fueron detenidos en mayo, en la frontera con México

“Nos tocó luchar contra una dictadura, para volver a otra dictadura”, lamentó.

Por tal razón, Medina dijo que aún tiene “una tarea pendiente” con la educación para convertirla “en el motor de la transformación de Nicaragua”, país al que aún anhela regresar para estar con su familia, amigos, y a quienes hoy son presos políticos de la dictadura, y sufren el encierro de las mazmorras.

“No hemos logrado construir un sistema educativo liberador y que esté en función de un desarrollo verdaderamente humano; es una tarea pendiente en lo que yo creo que puedo jugar todavía un papel. Este paréntesis de volver a Alemania me está sirviendo para eso”, finalizó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí