Los Obispos que conforman la Conferencia Episcopal de Honduras han enviado muestras de solidaridad y cercanía con el obispo de Matagalpa quien está siendo investigado por la policía sandinista porque supuestamente trataba de “organizar grupos violentos”, para “desestabilizar al Estado de Nicaragua y atacar a las autoridades constitucionales”.

“Los obispos de la Conferencia Episcopal de Costa Rica expresan su más sincera solidaridad y cercanía con la Diócesis de Matagalpa, Nicaragua. Especialmente con su pastor, monseñor Rolando José Álvarez Lagos”, dice la comunicación de estos obispos.

Los obispos costarricenses expresan también su solidaridad con sacerdotes y laicos frente a la difícil situación que están viviendo y que cada día se agrava más.

“Con la confianza puesta en Jesucristo que es ´camino, verdad y vida´ (Juan 14, 6), la Conferencia Episcopal de Costa Rica eleva una oración para que llegue la paz y se puedan abrir caminos de diálogo en busca del bienestar de todos los habitantes del hermano país”.

Por su parte la Conferencia Episcopal de Honduras recordó al estado nicaragüense que la libertad de expresión es un pilar fundamental que garantiza la existencia de la democracia que respeta los derechos y los promueve.

“Esperamos que pronto se abran caminos de diálogo y paz con las autoridades, para resolver juntos esta situación dolorosa, que nos tiene a todos preocupados”, expresan los obispos de Honduras.

Obispo de Honduras: «El Papa tendrá que pronunciarse por el hostigamiento a la iglesia Católica en Nicaragua, el único país que ha expulsado a un Nuncio Apostólico

Por Despacho 505

Monseñor José Antonio Canales, obispo de la Diócesis de Danlí en Honduras, aseguró que la situación de la iglesia Católica en Nicaragua llegó a un punto en el que el diálogo es nulo, por lo que “todo apunta a que la Santa Sede va a tener un pronunciamiento a través del propio Papa Francisco”.

El jerarca católico hondureño recalca que “ya desborda lo que está pasando en Nicaragua a un control que pueda tener de la situación la misma Conferencia Episcopal de Nicaragua, pues hay un diálogo completamente roto con el Gobierno” de Daniel Ortega.

“Todas estas actitudes hostiles del Gobierno de Daniel Ortega y su esposa, la señora Rosario Murillo, todo el sistemático hostigamiento que están teniendo con las instituciones propias de la Iglesia, reflejan que el diálogo es nulo y, que por lo tanto, ya llegó el momento de que la Santa Sede se va a pronunciar”, prosiguió en declaraciones públicas este viernes en la página de Facebook Suyapa Medios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.