La Unión de ex Presos y Presas políticas Nicaragüenses, UPPN, mantiene una campaña permanente para exigir la liberación de los más de 170 presos y presas políticas, que mantiene secuestrados Daniel Ortega en las diferentes cárceles del país, principalmente en La Modelo, La Esperanza y en El Nuevo Chipote.

La campaña se lleva a cabo en las redes sociales, donde a diario, a través de diferentes artes, publican los rostros de los reos de conciencia con algunos mensajes como “No más aislamiento”, “No más torturas”, “Negar la visita familiar es tortura”, “La tortura mata la dignidad humana”, entre otros mensajes.

Según Franklin Morales García, ex preso político y parte de la junta directiva de la UPPN, esta campaña ha tomado fuerza y presión a raíz de que en el 2021 no hubo liberaciones de parte de la dictadura Ortega Murillo.

“Nosotros comenzamos a visualizar cada uno de los rostros de los presos políticos y hemos empezado a exigir justicia y libertad para cada uno de ellos, también exigiendo que se respeten cada uno de sus derechos, ya que a algunos se les ha violentado sus derechos con aislamiento, maltratos y torturas y también a los familiares, ya que a muchos de ellos no les han dejado ver a sus presos”, explica Morales.

Parte de los afiches que se publican a diario en las redes sociales.

Añadió que han venido trabajando en el proceso de la justicia transicional, donde han exigido justicia para sus derechos, ya que como víctimas que son y que estuvieron presos durante muchos meses, algunos casi un año, han venido exigiendo justicia.

“Porque algunos han emigrado al exilio, tal caso mi persona que tuve que salir del país hace mes y medio por el asedio, la represión y la persecución”, dijo Morales García.

La Unión de Presas y Presos Políticos Nicaragüenses, UPPN, está integrado por 150 ex presos y ex presas políticas, tanto en Nicaragua como en el exilio. Se fundó desde las cárceles del sistema penitenciario y se terminó de organizar cuando los primeros ex presos políticos comenzaron a ser liberados en marzo del 2019, exactamente el 19 de ese mes y año.

Seguir denunciando la violación de los derechos humanos es un derecho

Otras organizaciones, bajo el anonimato a causa de la represión y el hostigamiento del régimen, también han publicado algunos videos en redes sociales, en donde reflejan que seguir denunciando la violación de los derechos humanos es un derecho.

 “Somos libres de dar a conocer los abusos de poder y las violaciones de derechos humanos contra personas víctimas de persecución política y encarcelamiento”, manifiestan.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí